Published On: Mie, Nov 22nd, 2017

Marrakech: La surrealista “Plaza de Jemaa el-Fna”

Share This
Tags

(Paul Monzón, Marrakech).- Jamás me había agobiado tanto en un lugar. Tampoco había deseado escapar a toda prisa. Pero eso me sucedió en la surrealista Plaza de Jemaa el-Fna (Plaza de la muerte),en la ciudad de Marrakech, Marruecos.

He estado en tantos lugares del mundo, pero en ninguno como éste.
 
Enclavada en el corazón de Marrakech, Jemaa el-Fna es una inmensa jungla de asfalto, aderezada con un bullicio de no se sabe qué, sumida en un caos absoluto; cubierta con un manto de suciedad por el cual endiablados carruajes circulan, cuales almas que persigue el diablo, y que te pueden arrollar si no te andas con cuidado. Pero también te pueden atropellar bicicletas, motos, caballos…
 
ENCANTADORES DE SERPIENTES
 

El autor en Jemaa el-Fna

Es una jungla en la cual brotan como setas innumerables puestos de comida, encantadores de serpientes,mujeres tatuando con Henna, artistas callejeros, músicos populares… y gente que te pide dinero (un poco más y te lo arrebatan) apenas sacas la cámara.

 
Si quieres fotografiarla a tus anchas sin que nadie se te acerque y te “quiera cobrar” acusándote de que les has fotografiado o grabado y que “tienes que pagarles sí o sí”, una buena opción es entrar en los cafés-restaurantes que rodean la plaza. Desde sus terrazas podrás escapar de la multitud y observar esa inmensa “marabunta humana” que circula por ese enmarañado asfalto.
 
Para los turistas, el gran atractivo de Jemaa el-Fna es la curiosidad, la sorpresa, el surrealismo. Y tanto así, que el que quiera -previo pago- puede hacerse fotos con una cobra venenosa y otros peligrosos reptiles, mientras a lo lejos, desde la Mezquita de la Koutubia, se escucha, cual oración, el “llamado al rezo: “Allahu Akbar, Allahu Akbar, Allahu Akbar, Allahu Akbar…”
 
Esta Plaza te puede gustar o espantar, pero jamás te dejará indiferente. Es un lugar en el cual, de tanto en tanto, puedes tener la impresión que has retrocedido en el tiempo.
 
Salí de allí agobiado. Pero ese es el encanto de la Plaza de Jemaa el-Fna, Patrimonio Oral de la Humanidad: sus correlatos de surrealismo. Vale la pena visitarla. Fotos: Paul Monzón.
Mi agradecimiento a la Oficina de Turismo de Marruecos en Madrid

Place Jemaa el-Fna. Foto: Paul Monzón

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>